La sodomía & la infamia

Ayer cuando salí a tomarme un café, leo lo siguiente en el ABC, edición de Madrid:

Chueca, retorno a la degradación
Desde hace dos años, «la jungla del ocio» se está desgastando. Sus problemas son el creciente «botellón» en sus calles y el aumento del tráfico de drogas, a lo que se añade la prostitución masculina [de moros] en plena vía pública. Los vecinos se sienten inseguros
(el paréntesis es mío)

Bien, hace tiempo estuve por escribir sobre la decadencia del movimiento homosexualista en España y hoy he decidido compartir con ustedes el artículo de la “infamia” que desencadenó en los otros sucesos que provocaron mi expulsión de Red Liberal y provocó la furia de los homosexuales y de otros elementos progresistas, anti-tradicionalistas y nauseabundos. Sostengo cada una de las palabras que dije en su día. Yo creo que la calidad de mis lectores permitirán tener un debate serio, por lo menos esta vez, acerca de los puntos que defiendo sin tacharme de “homófobo” (no lo soy) y sin otros insultos. LEAN BIEN lo que digo y saquen sus propias conclusiones. Invito a todo el mundo a comentar pero por favor, sin insultos. El artículo es del mes de junio de 2008.
——————————————————————————————
Primero, empezamos con algunas aclaraciones: 1) No existe ningún derecho humano, laico o no, que garantice un “derecho” a la sodomía. Algunos, ya lo sabemos, les gusta colocarlo, porque saben que sobra, dentro del derecho a la privacidad. Los derechos humanos son, claro, universales, como la prohibición articulada contra el genocidio. Pero los activistas del lobby homosexual piden unos derechos que no son otra cosa que requisitos políticos representando una minoría interesada y vociferante. Les gusta enmascararse como victimas y así, lo que hacen es que secuestran los derechos humanos para servir sus intereses políticos; desacreditando lo que por otra parte debe ser nuestro deber como ciudadanos libres, siempre y cuando no haya coacción estatal. Esto es: proteger a los ancianos, a los enfermos, a los débiles y a los pobres. No todos los hechos son derechos.

2) Aunque los homosexuales son una minoría, creo que es ridículo eso de “minoría sexual” ante la ley. Quieren la protección de la ley como si fueran minorías raciales. Pero la raza, que yo sepa, es algo genético, y se nace con ella. No hay un consenso universal sobre la “orientación” sexual. Algunos dicen que la homosexualidad es genética, los cristianos decimos que es pecado porque es una práctica vomitiva ante los ojos de Dios, otros nos aseguran que es ambiental mientras hay otros que dicen que todo influye. No hay ex-chinos pero sí hay ex-homosexuales. Los activistas como Pedro Zerolo repiten el eslogan de “minoría sexual” ad nauseam como engañosa táctica política para ganarse la simpatía de ciudadanos que no piensan bien sobre los temas, que no son cautelosos a la hora de las evaluaciones…como los que participan en campañas absurdas y gubernamentales, en quimeras como el “chicle contra el racismo” y se quedan tan anchos. ¿Desde cuando sirve la repetición como medicina contra la falacia? La ciencia se ha convertido en algo tan politizado que la pregunta sobre si los homosexuales “nacen así” depende del científico de turno al que se le pregunte. La homosexualidad, hasta 1990 y en el mundo laico, se consideraba como un desorden genético de identidad de género. Después de la presión política, decidieron borrarlo. Y, de hecho, hay muchos ejemplos bastante famosos de homosexuales que han abandonado ese “estilo de vida”. Muchos ex gays han identificado como raíz de sus problemas emocionales: padres ausentes, madres dominantes y abusos sexuales. Aunque es difícil, el cambio es posible y si tenemos compasión cristiana (ojo: no estoy lanzando esta frase a los ateos y laico-fascistas libertinos de RL, hablo para otros) deberíamos ayudar a los que quieran cumplir con el noble reto de abandonar la homosexualidad. La esperanza existe. La mayoría de las leyes en el mundo civilizado sólo reconocen minorías raciales o religiosas. Los débiles tienen protección especial en muchos ordenamientos jurídicos (cosa que también es discutible ya que ningún estado debe intrometerse en estas cosas). Pero, ¿son débiles los homosexuales? La mayoría de ellos y en casi todos los sitios tienen una buena formación educativa, buen sueldo (en la mayoría de los casos…sé que hay excepciones. Pero débiles no son y los homosexuales no merecen privilegios jurídicos. ¿minoria sexual? ¿orientación sexual? ¡bazofia! Si lo llevamos a sus conclusiones lógicas, podríamos encontrar “minorias sexuales” en muchos otros actos: la bestialidad, el incesto, el adulterio…¿todas estas practicas sexuales merecen protección por el hecho de que la practican, gracias a Dios, una minoria?

3) Algunos me habían preguntado sobre las leyes contra la sodomía que existen en algunos estados de EEUU. De ahí el título de “a quién le importa” ya que es su argumento fundamental. Pues bien: yo no creo que las leyes contra la sodomía en Georgia o Tejas, por ejemplo, violenten el principio de igualdad ante la ley. Todos los seres humanos somos igualmente dignos, pero todos los comportamientos no lo son. Algunos deberían aprender a separar al actor de sus actos. Cuando se criminalizan los actos, se considera si ese acto es malo o ilícito, el daño que causa y cómo nos afecta. Sólo las diferenciaciones inválidas pueden ser discriminatorias. Criminalizar la sodomía es una discriminación válida porque se trata de la consideración sobre actos que afectan la salud pública. (ojo: yo no defiendo una sanidad pública y quizás si en España no tuviéramos sanidad pública esto seria irrelevante pero como de momento la tenemos, pues lo tengo que incluir) y también se considera el tema de la decencia pública. Por eso, por ejemplo, existen leyes contra la indecencia en público. No se puede andar desnudo por la calle, por mucho que algunos chiquillos libertinos ancapistas lo quieran defender.

Hablemos pues, de la Sanidad Publica en relación con la sodomía:

La sanidad es una preocupación legítima. Muchos actos homosexuales son bastante eficientes en eso de la transmisión de enfermedades sexuales que ya todos aquí conocemos cuales son. Esto no se trata de un “delito sin victimas” porque los ciudadanos somos los que tenemos que pagar el gasto que provocan estas enfermedades. La penetración anal es un uso “incorrecto” o exagerado de los órganos, como lo seria si bebiésemos metiéndonos una paja por la nariz, y eso provoca daños en el cuerpo que luego los tiene que cubrir la sanidad pública. Hasta que no se privatice la sanidad, tenemos el derecho a regular cualquier acto voluntario que pueda incurrirle más gastos. Esa es una solución o bien, no atender, en la sanidad pública, a las personas que se enfermen por sus propias decisiones (como con el tabaquismo). Dios no ha diseñado el ano para la introducción sino para la expulsión. El famoso y ya cansino “consentimiento” no es defensa adecuada…porque si fuera así, entonces también tuviéramos que tumbar las leyes contra el consumo de las drogas (y ya sé que algunos han defendido eso). Las leyes contra el consumo de drogas no pudieran vivir en armonía con esos que les gusta drogarse como pasatiempo todos los fines de semana en sus discotecas. O es una cosa, o la otra. Sabemos que de manera que va incrementando la aceptación de las personas hacia la homosexualidad, también han incrementado muchas otras formas de “sexo consentido.”

El Reto Moral:

Algunos me han acusado de querer “legislar moralidad.” Pero la potestad para legislar moralidad no se limita a la prevención de daño demostrable. Muchos códigos en Europa criminalizan las ofensas contra sentimientos raciales y las ofensas contra las mujeres. Por ejemplo, en España es ilegal atentar, aunque sea por escrito, contra la igualdad entre hombre y mujer. El estado no debe nunca promover lo promiscuo o la explotación sexual. Algunos países, la mayoría, criminalizan la prostitución infantil. ¡Menos mal! El argumento del “consentimiento” dice que “el estado no tiene por que meterse en las habitaciones, leches!” La diversidad racial o religiosa representan uno de los pilares de una sociedad libre pero la diversidad sexual es otra fauna. No podemos cambiar la diversidad para convertirla en licencia para cometer cualquier acto. La cuestión que planteo y que es importante es: ¿qué tipo? Los libertinos radicales dicen que el estado no debe distinguir entre tipos de comportamientos sexuales consentidos. Pero toda, sí toda, toda ley impone limites en eso del consentimiento. Como ya le he preguntado a todos: por esa regla de tres, sin obtener respuesta aún, ¿por qué no legalizar el incesto entre adultos? Al gobierno siempre le ha interesado regular lo que ocurre entre las sábanas. Hay deseos indeseables que sí afectan a otros ciudadanos, por mucho que algunos lo nieguen.

El argumento cansino del “consentimiento” no es otra cosa que la celebración y la promoción de libertinos sexuales. Este declive esta provocando unas portadas alucinantes. Hace unos días leía en el Daily Mail o Daily Express del Reino Unido un titular que rezaba algo como “mantengo relaciones sexuales sólo con casados, dice hombre gay”. Solo nos podemos imaginar la cantidad de corazones rotos enredados en esta desgracia. Si usted defiende el consentimiento, ¿por qué condenar otras formas de expresión sexual, sin importarse el daño que hace a terceros? Las ideas conllevan consecuencias y no podemos sufragar el coste desorbitado que provocaría enviar un mensaje equivocado desde el Estado, como se ha hecho en este país. Los temas que nos sacan los militantes como Zerolo pueden ser fácilmente destrozados después de un buen análisis:

¿Estado de derecho?

No quiero ni digo que ignoremos la existencia de los homosexuales a nuestro alrededor. Existen, están ahí y se hacen oír y ver. Lo único que digo es que yo me niego a celebrar su sexualidad mientras les defiendo, como hago con todo el mundo, como humanos, seres humanos, creados a la semejanza de Dios. Ya sé que algunos me van a comentar que aunque esto de regular la sodomía sea algo positivo, es casi imposible en la práctica. Eso no me vale. Hay muchas otras leyes que son difíciles de aplicar y contienen, de todas formas, un mensaje moral. Por ejemplo, como subrayé antes, las leyes contra la indecencia pública. Si alguien se desnuda en su casa y toda la calle puede verle, puede constituir delito en muchos países de nuestro entorno. Toda ley contiene un mensaje moral. Tenemos que valorar los valores mientras no perder el sentido de lo realista. Muchas empresas bloquean el acceso a decenas de páginas porno y aunque no puedan bloquear todas porque eso es imposible (dicen los investigadores y expertos en informática que hay millones de páginas porno pululando por la red) sigue siendo un mensaje moral. ¿Qué inmoralidades deben ser penadas? Es cierto que no todo lo inmoral es ilegal: por ejemplo el adulterio se permite pero el adulterio todavía tiene algo de estigma. Los adúlteros saben que el adulterio no está bien y no le vemos creando lobbys y pidiendo derechos humanos. Al otro lado, los de Zerolo en realidad lo que quieren es una radical revolución sexual y han emprendido una cruzada tiránica para integrar a las masas socialistas, que son como hordas, en la guerra contra los valores tradicionales que son los únicos capaces de mantener la libertad integra. Desde luego, su revolución es incremental. Nadie me responde adecuadamente a mis otras preguntas. Ahora que hemos legalizado, en España, la sodomía y se ha legalizado lo ilegalizable, ¿qué es lo próximo? Primero, lo que pedían era eliminar cualquier ley que criminalice un acto homosexual. Ya lo han hecho. Sin este primer paso, claro, no pudieran recibir subvenciones para imprimir manuales sobre la penetración anal (financiados por el Ministerio de Sanidad, oiga). Para cambiar el Código Civil primero cambiaron el Código Penal.

Segundo, después piden bajar la edad de consentimiento. En España, y en algunos otros países, la edad de consentimiento la tenemos en un escandaloso y aberrante 13. Con esa edad, lo que hemos hecho es exponer a que niños estén en manos de predadores sexuales (heteros & homos, o bis…me da igual). ¿Es esta la diversidad sexual? ¿es esto la creatividad? ¿es esto libertad? ¿es esta la libertad que defienden algunos anarquistas y progres libertinos que tienen muy poco de liberales y todo que ver con Robespierre y la Masonería?

Tercero, esta gente entonces lo que hacen es pedir otra ley que les proteja de la discriminación sexual. Ya no les basta la prohibición contra la discriminación racial o religiosa, no, ahora también ponen género y orientación sexual. ¿Esto no incluye todas las otras formas de expresión sexual que algunos me han dicho que se trata de “entre adultos?” Pues no…sólo hay que ver lo que piden los de NAMBLA (North American Boy Lovers Association). De hecho, para proteger los intereses particulares de la militancia homosexual, muchos países, como España, han criminalizado la oposición a la sodomía. En este país, criticar la homosexualidad desde el púlpito de la Iglesia puede constituir delito de homofobia. Esto es un atentado contra la libertad de expresión y de religión. Supongo que también tendrán que prohibir los textos del Korán o de la Biblia que declaran la homosexualidad como una desviación aberrante y un crimen contra Dios. Estos asaltos contra la libertad no lo podemos tolerar si valoramos de verdad, si de verdad valoramos la libertad.

Y por último, lo que hacen después de todo eso es pedir la legalización del matrimonio entre homosexuales y hasta piden el derecho de adopción, como ya lo tienen en España. El matrimonio y la familia son instituciones que los activistas como Zerolo odian tanto que lo que desean es violarlas de una forma tan brutal que se han quedado en algo irreconocible. El gobierno del Sr. Zapatero, no satisfechos con esto, nos imponen ahora ExC para adoctrinar a los niños. La misión de Zerolo no es otra que no sea el jaque al matrimonio entre hombre y mujer, único sostén de una familia en la cual los niños puedan florecer al máximo de sus aptitudes.

La legalización de todas las formas de expresión sexual es un ejemplo trágico; señala el relativismo, y promueve el hedonismo sexual desde el estado. Esto es un insulto y una burla contra la mayoría de los ciudadanos que no reconocen esas parejas como matrimonio. Y las feministas deberían sacar un folio y apuntar lo siguiente que les voy a comentar: en todos los sitios del mundo y en la historia donde se celebraba la expresión homosexual, las mujeres estaban relegadas a un rol “inferior” (para usar la terminología feminista). En la antigua Grecia, las mujeres no eran otra cosa que un objeto sexual y sólo valían para estar en casa y parir…no eran, ni mucho menos, una compañera del hombre. Fue únicamente cuando el matrimonio fue institucionalizado por los Judíos en su Torah cuando el sexo dejó de dominar la sociedad y esta disciplina nos da la base para el futuro desarrollo de la civilización occidental. Tenemos que, eso sí, tratar a los homosexuales como personas, pero no como “homosexuales” o “minorias”, sino como otra persona mas, en su totalidad y nunca se debe agredir a nadie ni insultar verbalmente a los homosexuales. Los homosexuales tienen que tener los mismos derechos que los demás, sin privilegios especiales como el matrimonio “gay”. Pero ellos no tienen ningún derecho a esperar que demos la espalda a nuestras convicciones para que se sientan cómodos con sus comportamientos que, de momento y por mucho que quiera Zerolo, el conjunto de la población no acepta. No podemos ser los rehenes de una minoría que quiere asaltar nuestra conciencia y amenazar nuestra integridad moral a través de la imposición de dogmas en los colegios, usando la ExC como herramienta.

El debate & la libertad: el caso de Jiménez y su artículo

estimados lectores: sé que vamos a continuar a debatir y a no estar de acuerdo con estos temas tan controvertidos. Algunos tienen que aprender a construir argumentos sin recurrir a los sentimientos. Sé por experiencia que muchos debates se caracterizan por el argumento de los insultos. En vez de razonar, algunos prefieren insultar. Ya sé que, porque esto es inevitable, que algunos van a escribir lo típico de “homófobo” o “ignorante” para callarme. Esto es una estrategia muy poco original. Pienselo: si me opongo al socialismo, ¿soy un socialistaofobo? ¿si me opongo al estalinismo, soy un estalinismófobo? Si tener opiniones implica tener una fobia, ¡entonces todos somos fóbicos! Espero que todos mis lectores se unan y junto conmigo condenen los insultos no sólo a mí sino a los que ha recibido Jiménez aunque yo no comparta absolutamente nada de lo que él dice que es ser liberal. Los que insultan deben pensárselo bien antes de escribir. Insultar a otra persona indica una mente poco desarrollada. Y es que para algunos, pensar provoca una constipación cerebral…y tarde o temprano, las necesidades tiene que salir de otro sitio. ¡Abandonen los insultos! ¡bienvenido todo el que quiera rebatirme! Sé que mis posiciones son duras, pero el que no defiende nada cae por todo. A mi me criaron con la convicción de que cuando algo está mal, hay que denunciarlo. Yo no seré un espectador pasivo ante la vida. Practiquemos la cortesía, que no puede ser legislada, pero que sí se destila de nuestro más profundo interior. Hablar con pasión y honestidad es importante para todos, para todo el mundo independientemente de su “orientación” política. No podemos convertirnos en huérfanos del respeto y de la responsabilidad. Cuando esto falla, cuando falla el respeto, es cuando nos obligan a sacar las bayonetas. Y para los “liberales” que piensan tanto “en la igualdad”…adjunto dos frases sobre los homosexuales de liberales tan famosos como Margaret Thatcher y Ronald Reagan.

“My criticism is that [the gay movement] isn’t just asking for civil rights; it’s asking for recognition and acceptance of an alternative lifestyle which I do not believe society can condone, nor can I.” Ronald Reagan

Parents don’t want what is called “positive images for gays” being forced on innocent children.” Margaret Thatcher

“Children who need to be taught to respect traditional moral values are being taught that they have an inalienable right to be gay.” Margaret Thatcher

Anuncios

52 comentarios

  1. Raven · ·

    Totalmente de acuerdo, eso de abogar por unas leyes especiales que los defienda de cualquier cosa es absurdo, la ley se hizo pensando en todos.

    Que los homosexuales se sientan oprimidos porque nuestra cultura nos enseñó a que está mal visto no quiere decir que todos seamos unos intolerantes cuando los que nos enseñan es la tolerancia. Además, ellos saben por qué está mal visto, lo peor es que lo defienden, en vez de rectificar ese comportamiento de víctimas para ajustarse a una mejor convivencia con los vecinos, que no somos una minoría por cierto.

    No creo que todos los homosexuales sean unos aberrados con ganas de prostituirse, hay algunos que si desean surgir como lo hace cualquier otra persona con ganas de trabajar, y creo que esos son los que de verdad se sienten oprimidos por culpa de otros como ellos que no hacen sino el ridículo y dándole mala fama a algo que de por sí no es natural.

    Con respecto a la prostitución, debería mantenerse ilegal, y razones sobran, por lo que mencionarlas sería redundancia de mi parte. Y si todavía se quejan, legalicemos el homicidio a ver que pasa entonces.

    No se preocupe Sr Alfredo, yo también he sido tachado de homófobo por mis pensamientos y sé que muchos se sentirán heridos, pero debo decir que soy uno de los pocos que mejor trato tengo hacia ellos.

  2. Nunca supe, Alfredo, porque le habían expulsado de la red liberal exactamente aunque conocía la temática (y que conste que en mi opinión ser expulsado de un sitio como ese debería ser un honor). Pero viendo lo que escribe usted me parece tan aberrante, que veo que le expulsaron por cosas distintas de lo que pensaba.

    Para que no se piense usted que yo soy algún tipo de activista pro-gay le voy a marcar mi posición, muy parecida a mi posición sobre la religión u otras cosas y de raíz muy afrancesada.
    La sociedad, para mi, se compone de una entidad colectiva que debe ser compaginada con as libertades individuales. Fuera de esos dos entornos, el resto “sobra”. Quiero decir: Hay obviamente grupos con los que nos sentimos más afines y en los que legítimanente participamos (culbs culturales, políticos, etc.) pero le existencia de sub-grupos dentro de la sociedad con dinámicas exclusivistas que anteponen al grupo a la libertad individual o a la unidad colectiva me parece que son negativos para la sociedad, y en cierta manera me parecen producto de ideas inmaduras y adolescentes.

    Voy a poner un ejemplo, no sé, una “tribu” urbana, góticos, emos, pijos, la que usted quiera.
    La pertenencia a este tipo de grupos creo que defocaliza la que debe ser una aspiración colectiva: El conseguir una sociedad mejor para todos, afrontar los problemas como colectividad e intentar cohesionar la sociedad en la manera de lo posible.
    Y también, igual o más importante, elimina la necesaria individualidad de acción y pensamiento, la capacidad de pensar por ti mismo, de analizar fuera de los intereses de grupo, de actuar como individuo, no como grupo.

    Esta idea me hace rechazar este tipo de grupos y lobbys. El movimiento “gay”, por las mismas razones, me parece que convierte a los individuos que militan en él en peones que adaptan su vida a esas “ideas”, y a su vez les impide formar parte de forma más integral en la sociedad. Y por tanto, si fuese gay, no militaria nunca ahí, a pesar de poder entender que muchas de sus reivindicaciones son justas.

    Bien, una vez marcada mi posición, paso a rebatirle algunas cosas, no todas porque su texto de hoy es de aquellos textos que le rebatiría palabra por palabra.
    Voy a centrar el foco del problema: Usted, que es persona de profundos sentimientos religiosos, basa sus opiniones de conveniencia o no de la ley o de la sociedad en su moral religiosa, que a mi modo de ver es irrelevante en este caso.
    Dice usted que la sodomía es una aberración y no es moralmente permisible, uso incorrecto de los órganos (increible), pero eso es una opinión personalísima suya. La sodomía, consentida por ambas partes, es completamente legal y no concibo mecanismo para decir que no lo es. Si a usted no le parece bien, no la practique. Pero fuera de eso no creo que le deba decir a nadie qué es o no correcto.

    Más alucinado me ha dejado el asunto de la sanidad pública y la sodomía. ¿Es que provoca problemas de salud más allá de alguna herida anal? Ilustreme por favor, porque considero este punto absurdo y totalmente alocado.
    Y aunque fuese así (que no lo es) la extensión del concepto a todo llevaría a la condena de fumar, comer alimentos con colesterol, practicar deporte de élite o cualquier otra cosa, ¿A que no esta usted de acuerdo con cualquier legislación restrictiva respecto a la ingesta de estos alimentos o la relización de estas prácticas? ¿De verdad considera esto un problema sanitario que hay que abordar?

    Y después lo de ayudar a abandonar la homosexualidad, en fin, ¿Cómo se hace esto caballero? ¿Introduciendole a la persona otras ideas que le lleven a considerar la homosexualidad como algo obsceno y aberrante y así no la practique? ¿Sabe usted al terrible problema psicológico que puede llevar a una persona hacerle vivir en esa dualidad?
    No encontrará médico o psicólo en el mundo que no milite en posturas religiosas absorbentes o en ideas políticas muy radicales que defienda ese “mecanismo” como adecuado para el posible paciente. La aceptación de la homosexualidad es muchísimo más sana para la persona que el hacerle convivir hasta el final de sus dias con rigurosísimos valores morales que convierten sus propias tendencias en pecados y perversiones. Quizá en algún caso resulte, pero en la mayoría crearía un problema muchísimo mayor que el que intenta resolver.

    Y respecto a lo del matrimonio homosexual volvemos a lo mismo. Si a usted no le parece bien es su personalísima opinión. No sé case con su vecino y punto. Pero si su vecino lo desea y no hace daño a nadie (que no lo hace), ni usted ni los que comparten posturas con usted tienen el derecho a negárselo, puesto que la ley le asiste, y si lo la asistiese no habría motivo para que no fuese así, porque no vulnera ninguno de los derechos básicos de los demás, ni entra dentro de ningún capítulo de violencia o coacción, dentro de la legislación que afecte a menores, etc.

    Alfredo, lo que a usted le sucede es simple: Hay una contradicción entre sus profundos sentimientos religiosos y las libertades que usted dice defender (y defiende en otros muchos casos aunque estén en contra de sus ideas, cosa que me produce respeto hacia usted) y las tendencias de liberalización de costumbres que tiene la sociedad occidental.
    Intentar adaptar el liberalismo con las limitaciones morales de su credo le lleva a un contrasentido, por mucho que a usted le parezca que no.

    Un saludo.

  3. valcarcel · ·

    Pedro:

    Vamos por partes — el principal motivo de mi expulsión de Red Liberal no tiene nada que ver con el artículo sobre la sodomía: simplemente, que a partir de eso, se creó el ambiente de conflicto contra mi persona y se me acabó expulsando precisamente por meterme con las “joyas” de la “corona”: Albert Esplugas & co. Yo también, que sirva de precedente, considero que la expulsión de un sitio así es un honor.

    Ahora paso a rebatir todo lo que ha dicho porque me parece que no acierta:

    “Usted, que es persona de profundos sentimientos religiosos, basa sus opiniones de conveniencia o no de la ley o de la sociedad en su moral religiosa, que a mi modo de ver es irrelevante en este caso.”

    Todo el mundo tiene una “confesión” particular. Como dije en el artículo, ¿acaso existe una sóla ley que no destila moral? ¿las leyes contra el robo no son fruto de que robar es algo inmoral? ¿está usted en contra por ejemplo de las leyes que castigan con más severidad a los hombres por pegarle a las mujeres? Toda ley responde a un objetivo “moral” que tiene el Estado. Lógicamente yo, como cristiano, tengo una serie de “intereses” dentro del marco liberal. Yo no abogo por encarcelarles pero tampoco abogo por defenderlos y si usted conociera con más profundidad las “doctrinas” del liberalismo clásico, sabría que ni von Mises, ni Adam Smith, ni Hayek, ni Milton Friedman ni Thatcher ni Reagan ni un sólo otro liberal clásico defiende los postulados o tesis del movimiento homosexual. Nunca ha sido algo “nuestro” y yo creo que se debe ser honesto y decir o reconocer que el que defienda eso está tomando una postura PROGRESISTA y NO liberal.

    “¿Es que provoca problemas de salud más allá de alguna herida anal? Ilustreme por favor, porque considero este punto absurdo y totalmente alocado.”

    Gran parte de los casos de SIDA son por culpa de las practicas sodomitas así como la transmisión de enfermedades sexuales de otra índole que si usted se molestaría en buscar las estadísticas internacionales, resalta con claridad que hay mucha conexión entre ciertas prácticas sexuales y ciertas enfermedades. No sé por qué alucina con esto ya que la Sanidad impone muchas prohibiciones precisamente por su carácter público. ¿O es que acaso cree usted que la prohibición contra ciertas cosas como el anisakis en su día no responde a un interés de la sanidad pública?

    “llevaría a la condena de fumar,”

    Caballero ya se hace: ¿no ha oído de que lo van a prohibir en lugares públicos? Estoy usando la misma lógica.

    “¿A que no esta usted de acuerdo con cualquier legislación restrictiva respecto a la ingesta de estos alimentos o la relización de estas prácticas?”

    No, pero tampoco soy de los que dicen que “fumar es un derecho inalienable” — no lo es y tampoco la lógica que dice “yo con mi cuerpo hago lo que quiero.” Si realmente somos dueños de nuestros cuerpos, ¿para qué nos molestamos en pagar impuestos y aceptar la autoridad? Ojo: creo que mucho de lo que dice es importante y merece más desarrollo pero estoy condenando posturas simplistas como las que adoptan ciertos pseudoliberales para parecer más guay.

    Sobre lo de abandonar la homosexualidad: los que la han abandonado le recuerdo que han sido ellos los que voluntariamente han acudido a ciertas clínicas cristianas para que les ayuden.

    La mayoría de los gays quieren dejar de serlo y es normal: ¿de verdad cree que ellos están felices así? No y usted lo sabe y ellos lo saben y la sociedad española sigue rechazandoles por mucho que digamos que no: Chueca sigue siendo un gueto.

    “Hay una contradicción entre sus profundos sentimientos religiosos y las libertades que usted dice defender (y defiende en otros muchos casos aunque estén en contra de sus ideas, cosa que me produce respeto hacia usted”

    Para nada: lo que sostengo es que la “neutralidad” no existe realmente aunque se debe aspirar a ella – no hay nada “neutral”, todos destilamos una moral particular porque incluso defender los “matrimonios” gays ES una postura moral, a mi juicio equívoca, pero moral.

    @RAVEN:

    100% de acuerdo con usted.

    No se imagina la que se lió entre los “liberales” cuando mi postura ha sido la de toda la vida la realmente liberal desde una óptica jurisprudencial. STARE DECISIS: PRECEDENTES y punto.

  4. Alfredo, igual no he sabido expresarme, o igual usted con su particular forma de responder ha distorsionado lo que he dicho, pero voy a rebatirle tres puntos:

    Habla usted de que toda ley es moral. Obviamente es moral, eso no lo quería negar. Lo que niego es que nuestros actuales estados, aconfesionales o laicos, no tienen una religión oficial y, por lo tanto, la “moral” de sus leyes no puede estar basada en la religión, aún cuando obviamente la moral cristiana es algo que está impregnado en la sociedad independientemente de los sentimientos religiosos de la persona.
    Por eso, la homosexualidad, aceptada por las propias leyes que defienden la libertad individual, debe ser algo aceptado por la sociedad actual, y no vale contraponer una moral religiosa personal a la hora de crear legislaciones.

    Respecto a lo de la transmisión del SIDA obviamente lo sé. El propio ministerio de sanidad Español está diciendo que más de un 80% de los nuevos contagios de SIDA se dan entre el colectivo homosexual, por la razón obvia de las fisuras anales frecuentes.
    Pero basar cierta intolerancia o la creación de leyes antihomosexuales en base a que los contagios de SIDA son mayores es, francamente, un despropósito, por la misma razón que eso prohibiría el fumar (¡ojo! se prohibe en sitios públicos, no fumar, eso es una confusión interesada), la comida calórica, el alcohol, el deporte de élite, el sexo heterosexual, la conducción de un automóvil, etc.
    Sabe usted perfectamente que si en el mundo homosexual masculino (masculino, apunte eso, porque seguro que los contagios entre lesbianas son mínimos) hay más contagios de SIDA es por la tendencia que tenemos los hombres a intentar tener sexo sin preservativo, algo peligroso en este caso. Con precauciones, la “alarma” sanitaria desaparecería. ¿El problema es la homosexualidad o como se tiene ese sexo?

    Y por último entre en el curioso terreno de la felicidad. Obviamente hay muchos homosexuales que no son felices, y no lo son precisamente por el rechazo social que tienen y por la estigmatización de muchas familias muy conservadoras.
    Una vez aquí hay dos soluciones, la lógica que es intentar evitar estos comportamientos de rechazo en la sociedad, el tratamiento psicológico de quien lo necesita, etc. Y la aberrante, que es intentar fanatizar a una persona (lo siento, pero no encuentro palabras mejores) con el mal que representa los impulsos sexuales que sienten, creando una situación que va a ser explosiva: Una persona que sienta que sus impulsos son sucios, pecaminosos, impuros e impropios. Eso llevaría a muchas personas a odiarse a si mismo, solución poco recomendable. Quizá usted, educado en una profunda moral presbiteriana, vive bien con este tipo de contradiccíones, pero para muchas personas esto puede ser una bomba.

    E insisto Alfredo, todos estos argumentos de defensa del homosexual los hago rechazando la apología a la homosexualidad y la creación de modos de vida Gay.

  5. Carles · ·

    Pues yo sí que he entendido todo Alfredo, más claro, agua.

    El Estado no tiene por qué promover comportamientos contrarios a la mayoría moral de un país y sin el CONSENTIMIENTO de los ciudadanos. En EEUU han sido los ciudadanos en sus estados los que han votado en CONTRA del matrimonio gay incluso hasta en el estado de Maine que no se conoce por ser muy conservador que digamos. Aquí al revés, nos colaron el matrimonio gay sin preguntarnos y claro no tienen mi consentimiento y sí todo mi rechazo. En mi vida voy a considerar que eso es un matrimonio y ya me asquea ver que con dinero PÚBLICO sí PÚBLICO se promueve la homosexualidad en la tele. No hay programa en la TVE en el que no salga el marica de turno como si fuera lo más normal del mundo. Si te fijas en los periódicos y portales de anuncios de la peña que busca piso o habitación, los gays casi siempre ponen que son gays para evitar problemas ya que la mayoría de la gente no quiere convivir con ellos. Y te hablo de Valencia capital pero yo soy de un pueblo pequeño en Valencia y la mayoría ve mal que dos tios se den la mano por la calle porque choca bastante.

    En EEUU hasta NUEVA YORK ha prohibido el tema del matrimonio gay porque la gente NO ACEPTA.

    Inclusive en la Florida, con un gobernador GAY, la gente votó para introducir en su constitución que el matrimonio es entre HOMBRE y MUJER.

    Y atendiendo a tu jurisprudencia, estoy de acuerdo: consentir a un acto delictivo no es consentimiento. Unos amigos y yo podemos “consentir” robar en una tienda y sigue siendo un comportamiento delictivo. Por más vueltas que le demos, como liberales nos hace un flaco favor defender las tesis del movimiento homosexual que desde toda la vida además es enemigo de los liberales y tienen mucho en común con las agrupaciones comunistas como IU y PSOE.

    @Pedro:

    ¿cuando se van a dar cuenta ustedes en la izquierda progre de que los ciudadanos no tenemos por qué sufragar con nuestros impuestos las conductas sexuales de una minoría? ¿Es tan difícil de entender eso para ustedes?

  6. ¿Que conducta sexual sufragan ustedes (vamos todos) con sus impuestos? ¿Me lo puede explicar?

  7. valcarcel · ·

    “Lo que niego es que nuestros actuales estados, aconfesionales o laicos, no tienen una religión oficial y, por lo tanto, la “moral” de sus leyes no puede estar basada en la religión,”

    Es decir que ¿usted pretende negar el carácter “religioso” que tiene el laicismo?

    “aún cuando obviamente la moral cristiana es algo que está impregnado en la sociedad independientemente de los sentimientos religiosos de la persona.”

    Correcto.

    “Por eso, la homosexualidad, aceptada por las propias leyes que defienden la libertad individual, debe ser algo aceptado por la sociedad actual, y no vale contraponer una moral religiosa personal a la hora de crear legislaciones.”

    ¿Y cómo pretende usted que la sociedad acepte esto cuando más arriba dijo usted que estamos impregnados de cultura cristiana? ¿Propaganda? ¿Le lavamos el cerebro con doctrina laicista a todo el mundo? ¿Por qué no vale contraponer una moral religiosa personal cuando es cristiana y sí vale para contraponer el criterio laicista que, insisto, no deja de ser un criterio moral? Le recuerdo además que “oficialmente” somos un país Aconfesional y por lo tanto los legisladores pueden fijar el criterio moral en la ley que les plazca en un momento determinado. Por lo visto, está claro que usted prefiere la moral laica y atea. Pero hombre, ¡haberlo dicho desde el principio sin ir como “neutral” cuando usted no lo es ni nadie!

    Respecto a lo de prohibir fumar y la sodomía, bien, estamos de acuerdo: se prohíbe fumar en sitios públicos y yo no veo por qué a veces somos tan selectivos con lo que prohibimos ya que prohibir fumar en sitios públicos me da derecho a mí, como fumador, a decir que se prohiban comportamientos gays en públicos porque son de “alto riesgo”, reconocido por el propio Ministerio de Sanidad como vd bien dice.

    Vd pregunta:

    “¿El problema es la homosexualidad o como se tiene ese sexo?”

    Me parece una pregunta muy relevante y me ha hecho reflexionar bastante. Vamos a ver, la “homosexualidad” ha existido desde siempre pero efectivamente, eso no significa promoverla como están haciendo ahora.

    En cuanto a lo del preservativo, pues es verdad que se usa poco (al menos en España) y es una cuestión que no quisiera elaborar mucho porque no tengo tan claro que el uso de preservativos siempre sea algo positivo. Más que nada porque responde a una lógica un poco irresponsable en mi opinión: si la gente conociera de verdad con quien mantiene relaciones sexuales, esto no sería ni un debate ya que sabrían si su mujer tiene alguna enfermedad y viceversa. Pero eso ya va más allá del tema principal.

    Usted habla de intentar evitar esos sentimientos de rechazo en la sociedad pero usted sabe perfectamente que esa “solución” sólo puede conducir a más coacción estatal.

    Creo además que usted confunde la moral calvinista: no se trata de odiarse a sí mismo no: se trata simplemente de distinguir entre actos que glorifican a Dios y actos que no aunque eso ya es un tema bien teológico que no quiero profundizar en él. En la moral calvinista todos somos depravados y el objetivo es mejorar en lo personal — algo que está profundamente ligado al capitalismo y a la Revolución Gloriosa de 1688 si lee los antecedentes y lo que significa esa rebelión de la burguesía.

    Sin embargo, me agrada ver que no ha caído en la trampa per se de hacer apología de la homosexualidad porque usted sabe que eso, por estos lares, no nos conduce a buen sitio.

    Pero, me pregunto cómo es que usted pretende que cambie la sociedad si no es implantando los postulados del lobby homosexual.

    @Carles:

    ¡esa es otra! Dinero público por doquier para financiar a los gays. NO EN MI NOMBRE.

  8. Incógnita Ye-yé · ·

    La verdad es que el escrito de Várcarcel es tan rotundamente acertado, objetivo, conciso y denso que no deja opción a añadir ni aclarar más.

    No sólo la Ley Moral desaprueba una páctica aberrante como la homosexualidad o el incesto o el bestialismo o la pedofilia (la prueba es que si en una sociedad se generalizase tan sólo una de estas aberraciones, podríamos asegurar que tal sociedad está totalmente en decadencia), sino también la Ley Natural -por simple economía de recursos- ¿se imaginan ustedes el gasto de calorías y de tiempo, precioso tiempo, invertido por un palomo macho en el cortejo y coito con otro palomo macho?. Por favor…

    El homosexual es un enfermo mental o dominado por un vicio y debería ser tratado como tal.

  9. enrique · ·

    no existe nadie ex-gay. puede que algun homosexual debido a la presion de entornos intolerantes se case y tenga hijos,pero seguira siendo gay. para los ateos no existe el pecado, asi que siemplemente no opinare sobre dogmas religiosos. pero como gracias a dios (sic) esto es una sociedad laica si opino sobre si es un acto delictivo. obviamente no lo es. no daña a nadie y nadie sale perjudicado ( solamente los moralistas trasnochados e intransigentes; pero ese es su problema) la cuestion…es….que por mucho que nos empeñemos la homosexualidad esta ahi, lleva con nosotros toda la vida, y no va a desaparecer. del mismo modo que yo no puedo (y eticamente no debo) impedir que una mujer guapa se case con un tarado mental ultra cristiano, eticamente nadie puede oponerse a que dos personas del mismo genero se amen.

  10. Incógnita Ye-yé · ·

    “Hombre” con Enrique hemos topado…al que le dan por el …detrás de un tabique

  11. valcarcel · ·

    @Enrique: si tomáse yo una postura radical, diría incluso que los gays no existen y que sólo hay hombres que cometen actos sexuales con otros hombres. Mucha gente confundió al presidente de Irán por cierto cuando dijo eso de que en Irán no hay gays — esto es: que no se reconoce a un sodomita como “gay” y de hecho el término es relativamente nuevo. Lógicamente no abogo por tener un sistema como el iraní y he dicho en numerosas ocasiones que deberíamos atacar a Irán y destrozar su programa nuclear pero es un apunte interesante.

    Ahora bien: decir que “éticamente” nadie puede oponerse a que dos personas del mismo genero se amen me parece un error: hay muchas éticas distintas, no sólo la suya.

    @Incognita:

    Hasta bien bien entrado el siglo XX, todos los psicólogos opinaban que la homosexualidad es una enfermedad mental pero permitieron mezclar los intereses políticos con la ciencia mental y por eso ahora la mayoría lo niega (hay algunos famosos que no).

    Estoy de acuerdo con lo que dice acerca de la decadencia: si la homosexualidad o cualquiera de esas practicas fueran lo normal y cotidiano, dejaríamos de existir.

  12. Alfredo,

    El laicismo no tiene componente religioso, aunque sí ideológico y moral.

    Me pregunta usted como pretendo que aceptemos la homosexualidad si estamos impregnados de moral cristiana, ¿pero no hemos quedado que hay valores supremos, como la libertad, que están por encima de lo que opinie la “masa”? Porque se supone que de eso, entre otras cosas, es de lo que se compone el liberalismo. Y segregar lo que te apetece de este principio no me parece apropiado, y eso es lo que creo que hacen ustedes.
    Por cierto, ¿Dudo en algún momento que yo defiendo para la sociedad una moral laica? Creo que se observa bien en mis reflexiones y escritos.

    Pero lo que me sorprende más ese comentario de qué solo se puede conseguir la tolerancia social con la homosexualidad con la coacción del estado.
    ¿Se puede conseguir una tolerancia real con coacción? Lo veo complicadom francamente.
    Por otro lado, si se refiere usted a la actitud educacional del estado, está usted diciendo básicamente que los impulsos culturales de las sociedades y de los individuos caen en saco roto, y sólo es válida como método de cambio de mentalidad de la sociedad aquellas teorías que propugna el estado.

    El argumento me parece terrible, porque bajo ese criterio no hubiese existido ninguna revolución en la historia ni, por supuesto, en los últimos 200 años. Si me apura, ni siquiera existiría alternancia en el poder.
    Y obviamente esto no es así. Las ideas de cambio pocas veces salen del estado ni de su gobierno, si no que reponden a esos complejísimos procesos sociológicos que de dan continuamente. Ahora mismo se están dando en una alícuota parte mientras usted y yo discutimos sobre esto.
    Por tanto, obviamente no es necesario seguir los preceptos de las asociaciones LGBT para que se consiga la tolerancia social.

    Lo que expone Enrique me parece esencialmente correcto, aunque no acabo de estar seguro que no exista nadie ex-gay. La mente humana y las autocensuras que le imponemos o nos imponen otros son lo suficientemente fuertes para contener impulsos sexuales, eso sí, como he dicho antes, creando un individuo potencialmente muy depresivo e infeliz, aunque puede no desarrollar estos problemas jamás.

  13. enrique · ·

    es cierto…eticas hay muchas. cambio la palabra por razonable. nadie de una forma razonable puede oponerse a que dos personas se amen. y de hecho las opiniones aqui vertidas no vienen del escrutiño y analisis de la realidad, si no de la interpretacion de la palabra de dios, ante la cual…no cabe discutir. incognita ye ye ¿eres imbecil?, perdon…eres imbecil.

  14. No veo nada de polémico ni mucho menos de homófobo en este artículo.
    Hoy la homosexualidad es un tema tabú y decir que se piensa distinto al ideario gay ya es tachado de homofobia. Precisamente la libertad de expresión nos garantiza el derecho a discrepar.

    La homosexualidad es abominación a los ojos de Dios.

  15. enrique · ·

    ¿como pueden no asumir que son homofobos?
    ¿seguro que saben el significado de la palabra?
    no entiendo ese politicamentecorrectismo a estas alturas en este foro. si hasta su dios es homofobo! que le parece una abominacion oiga! que risa…en fin.

  16. valcarcel · ·

    @Pedro:

    “El laicismo no tiene componente religioso, aunque sí ideológico y moral.”

    Correcto – igual que las religiones – siempre hay una ideología y una moral detrás de todo lo que hacemos.

    “¿pero no hemos quedado que hay valores supremos, como la libertad, que están por encima de lo que opinie la “masa”? Porque se supone que de eso, entre otras cosas, es de lo que se compone el liberalismo.”

    No me ha entendido: obviamente la libertad es un valor, pero no es un valor que se pueda legislar – los valores son espontáneos y nacen en determinados momentos históricos: Hace 100 años era impensable darle a una mujer el derecho al voto y no se hacía por prudencia hasta que la “sociedad” estaba lo suficientemente madura para aceptarlo.

    NUNCA se debe legislar ciertas cosas como los comportamientos morales más allá de lo que puede tragar una sociedad en un determinado momento y lo siento mucho por usted y los que defienden otros postulados pero la mayoría de los españoles no aceptamos la homosexualidad como algo normal y cotidiano y ustedes lo saben perfectamente – de ahí a tener que verse obligados a legislar cosas artificiales que no hacen sino provocar más rechazo.

    La libertad es el objetivo, sí, pero ¿qué libertad y para qué? Primero hay que empezar por el consentimiento de los gobernados, cosa que no ha ocurrido en muchas ocasiones cuando tratamos estos temas.

    “Por cierto, ¿Dudo en algún momento que yo defiendo para la sociedad una moral laica? Creo que se observa bien en mis reflexiones y escritos.”

    ¡No para nada! Mi pregunta era algo retórica.

    “si se refiere usted a la actitud educacional del estado, está usted diciendo básicamente que los impulsos culturales de las sociedades y de los individuos caen en saco roto, y sólo es válida como método de cambio de mentalidad de la sociedad aquellas teorías que propugna el estado.”

    Al revés caballero, al revés: como ya le expliqué más arriba. Me refería a usted – repito: ¿cómo pretendemos cambiar comportamientos cuando en este caso la mayoría no traga? No digo que el Estado sea capaz de hacerlo, ni tampoco me gusta aunque lo pueda hacer – más bien me refiero a que usted tiene dos opciones: o permitir que se discurra libre y espontáneamente acerca de cuestiones de este tipo o bien coaccionar con el Estado y legalizar ciertas cosas como el “matrimonio” gay para darle una “normalidad” estatal.

    Le recuerdo otra cosa: yo NO soy revolucionario en el sentido francés de la palabra y usted lo sabe – y si quiere saber cual es mi antecedente ideológico sólo tiene que leer sobre los acontecimientos de la Gloriosa de 1688 en el Reino Unido: una revuelta de la burguesía contra el absolutismo de la misma forma que hizo EEUU en 1776.

    Como he dicho: no debemos confundir la libertad, esto es: libertad individual contra los abusos de un Estado abusivo o absolutista, con permitir todo tipo de comportamientos. La libertad NO ES licencia para hacer todo los que nos dé la gana.

  17. valcarcel · ·

    @Jferrer: hay temas tabús sí — pero aquí somos un poco más atrevidos jeje.

    Esto…ENRIQUE:

    Enrique: Sinceramente yo NO me considero “homófobo”. HOMOFOBIA significa tener una fobia contra la homosexualidad — FOBIA es MIEDO y yo no le temo a nadie que sea homosexual. ¿Por qué es que ustedes en la iquierda sólo usan la palabra “fobia” cuando les conviene? ¿No hay entonces Cristófobos? Por favor, no seamos ridículos. Una cosa es estar en contra de una tesis de los gays y otra cosa es sentir fobias y miedos porque no es mi caso ni el de la mayoría de mis lectores principales que yo sepa.

  18. Pues caballero, ahí no vamos a poder estar de acuerdo nunca.
    Para mi la libertad de pensamiento, comportamiento y acción no puede limitarse por lo que la sociedad opine como válido según sus esquemas morales religiosos individuales, si no por la nula agresión de esta libertad sobre los demás, que es lo que la convierte en permisible.
    Y que te produzca repelús ver a dos hombres cogidos de la mano no es agresión, el problema ahí no lo tiene quien se coge de la mano, si no quien considera eso algo obsceno.

    Respecto a la “imposición” de la ley de matrimonio homosexual, ¿quien le dice a usted que la mayoría de la sociedad no la acepta? Porque cualquier encuesta que recuerde en este sentido indica que la mayoría de la población la acepta.
    Y que yo sepa, no se ha legislado nada más respecto a la homosexualidad.

    Al final Alfredo, vuelvo a mi primer comentario. Usted interpreta la libertad en función de un criterio religioso: La libertad la ha concedido dios, y por lo tanto no puede estar en contra de los preceptos morales de este dios o esta religión.
    Para mi, que soy ateo, y mi moral es totalmente diferente en cuanto al origen del concepto libertad y la posible extensión de este principio en función de la realidad de la sociedad, esta limitación no existe y en cualquier caso es producto de la reflexión.

    Y como creo que debe ser la moral laica la que rija la sociedad y el ámbito público, la homosexualidad es algo que debe ser aceptado y tolerado, me guste o no.

  19. enrique · ·

    homofobia.

    (Del ingl. homophobia).

    1. f. Aversión obsesiva hacia las personas homosexuales.

    esta es la acepcion de la palabra. lo siento, son homofobos. no existe la palabra cristofobo…pero si existiera…yo me considerara tal, ya que siento aversion (tal vez no obsesiva) hacia cristo..y hacia alah….y hacia visnhu…claro…es que soy ateo. pero a pesar de serlo (¿o tal vez gracias a ello?) en mi mente no esta quitarles su derecho a creer o practicar la religion que les convenga, vivan ustedes como gusten. aunque por supuesto…en los organismos publicos y/o del estado…ni cruces…ni candelabros de 7 velas.

  20. valcarcel · ·

    Estoy francamente alucinando Pedro porque yo no he dicho que los derechos tengan que depender de mayorías: precisamente lo que sí pongo en juego es que ser de una cierta forma sea un derecho inalienable.

    Lo hacemos de otra forma: ¿cuales son los derechos inalienables que todos tenemos más allá de la vida, la propiedad privada y la libertad de conciencia? Me encantaría ver su lista de derechos que tiene todo hombre.

    Sí se ha legislado más con el tema gay: se prohíbe a las iglesias “ser homófobas” (lo cual significa como ya dije en el artículo prohibir libros como la Biblia si la llevamos a sus consecuencias extremas) y prohibir que un reverendo predique lo que le salga de las narices en su Iglesia porque es “delito de homofobia” e “incitación al odio” (sic).

    La mayoría de los españoles nos manifestamos en contra del matrimonio — aunque yo diría más bien por la palabra “matrimonio”.

    “Y como creo que debe ser la moral laica la que rija la sociedad y el ámbito público”

    Exactamente: nuestros intereses aquí chocan frontalmente y yo le vuelvo a preguntar: ¿qué hace que el criterio laicista sea “mejor” que el criterio cristiano?

    Y ojo: usted sabe bien que abogo por la separación TOTAL entre Iglesia y Estado pero aquí hablamos de las intenciones detrás de las leyes y de la conciencia del legislador. Yo creo que en el tema del matrimonio gay se debería haber permitido un referéndum ya que me parece además inconstitucional.

  21. valcarcel · ·

    Enrique:

    Yo no siento aversión ni obsesiva ni pasiva hacia los homosexuales.

    Estoy de acuerdo con lo que dice de los organismos públicos: NO quiero ver símbolos católicos ni judíos ni musulmanes ya que soy protestante y el estado ha de mantener cierta “neutralidad” — aspirar a ser neutral porque realmente la neutralidad al 100% NO es posible.

  22. Gallego orgulloso · ·

    A mí me hace gracia la peña que pretende convertir esto de los gays en un tema de derechos civiles cuando por lo visto todo lo que hace el lobby mafioso de los gays son males incívicos.

    En Galicia casi todos los gays están en el armario porque aquí está muy mal visto todavía.

    Estuve en Madrid hace unos meses y es alucinante ver la cantidad de tios dándose la mano por la calle y encima te ponen cara de chulos en plan “mírame”. Y no se cortan además si hay niños o no ni personas mayores los muy asquerosos que faltan al respeto constantemente en el “festivo” del orgullo gay que se llena de prostitutas como pone el artículo del ABC.

    Os están comiendo en Madrid entre tanto gay y extranji con lo bonita que es es vuestra ciudad.

    Sí que me llama la atención que la democracia con más arraigo del mundo, los EEUU, la ciudadanía haya rechazado de forma tan abrumadoramente mayoritaria a eso de los matrimonios gays. Y nosotros NI DE COÑA somos más democráticos que los EEUU. Lo que pasa es como dice mi jefe, aquí en España votas y luego los políticos se olvidan de ti porque no tienen que responder antes los ciudadanos constantemente como en los EEUU donde la gente llama directamente a sus senadores. No como la mierda de “democracia” que tenemos que es una partidocracia no representativa.

    ¿Acaso aquí hay alguien que piense que los políticos españoles representan realmente a la sociedad española en su conjunto y sus valores? No porque de ser así ya hace tiempo que les habrían dado una patada en el culo a los ilegales y no habrían legalizado el matrimonio gay y no habrían dialogado con asesinos etarras y toda la mierda nacionalista que contamina el proceso democrático en España.

    Yo no me siento representado por esos sinvergüenzas en el Congreso y ni siquiera sé quién es mi diputado ni qué vota.

    Estoy totalmente de acuerdo contigo Alfredo y veo que eres uno de los pocos con dos cojones que dice las cosas claras para los que somos de derechas de verdad y no la panda de maricas en el mundo liberal que quieren ser más papistas que el papa.

    ¿Desde cuando los liberales destacados han defendido que dos tios se peten por el culo y que haya libertinaje?

    Buenas citas las de Thatcher ahora parece que ser gay es un derecho inalienable jajaja.

    En fin

  23. Me pregunta usted por la “lista” de derechos. Me llevaría esto a una reflexión profunda, pues no la tengo listada. Además tengo la sensación que su lista de derechos y la mía será muy distinta, porque la suya tiene un sentido religioso de tracententalidad que la mía, más pragmática y actual, no tendría.
    Pero bueno, creo que uno de los derechos de un hombre es poder acostarse con quien le venga en gana siempre que la otra persona esté de acuerdo. Creo que es difícilmente rebatible este derecho.

    ¿Por qué es mejor la moral laica que la religiosa? Bien, eso es cuestión de opiniones, pero si tiene en cuenta la gran diversidad de religiones y sectas que existen en nuestro mundo comprenderá usted que legislar en función de una no parece muy acertado.
    La moral laica es independiente y alejada de cualquier religión, lo que le da un crédito mayor para ser la moral que rija el estado. Ahora, pueden haber morales laicas muy diferenciadas en muchos puntos, y algunas de ellas serán coincidentes con puntos de vista religiosos. El laicismo no es una moral, lo definidría más bien como unos principios en los que basar una ética ajena a las religiones.

    Respecto a la legislación del tema gay que dice usted, eso no es una legislación específica, como puede ser el matrimonio gay, si no una extensión de los mismos principios de no discriminación en los que se basa (o debería basar) la sociedad.

  24. Incógnita Ye-yé · ·

    fobia.

    (Del gr. -φοβία, elem. compos. que significa ‘temor’).

    1. f. Aversión obsesiva a alguien o a algo.

    2. f. Temor irracional compulsivo

    La segunda acepción es tan válida como la primera, por tanto, comparto la opinión de Varcarcel salvo..en que yo, snif, sniff, YO SIENTO MIEDO ¿seré homófobo, Dios mío?.
    ¿Quién seguro con uno de estos a la cola?. O tras el tabique.
    ¿Seré yo el enfermo mental pues ya desde mis tiempos universatarios miccionaba en los labavos de la cafetería de RENFE previo pago de una cocacola por no hacerlo en los gratuitos de la estación?.

  25. enrique · ·

    la sociedad de eeuu es la mas democratica ( ¿lo es?)
    pero tambien muy retrograda en muchos aspectos. democracia no siempre significa tener buenas ideas, solo que todo el mundo tiene derecho a expresarlas, sean cuales sean y elegir un representante libremente. aqui democraticamente hemos elegido a zp como presidente…y ya me diran ustedes si les parece buena idea o no. ( a mi desde luego viendo entre lo que se puede elegir me parece la unica opcion valida)

  26. valcarcel · ·

    @Gallego: afortundamente debido a la recesión se han ido muchos extranjeros aunque todavía quedan demasiados en mi opinión. Es verdad que muchos gays no respetan a nadie también.

    @Enrique:

    Ser “retrogada” es a lo que usted llama ser anti tiranía. Yo prefiero ser “retrógado” antes que hacer el primo y dejarme lavar el cerebro por el Estado.

    Por supuesto que ZP me parece el peor presidente que ha tenido España en su vida. Prefiero ni pensar en él porque me pongo malo.

    @Pedro:

    Entonces si usted no tiene una lista de derechos ¿cómo se atreve a afirmar éste de forma tan selectiva? Si usted no tiene claro cuales son los derechos, entonces no tiene sentido opinar acerca de mi postura en este tema ¿no?

    Esto sí que me ha dado un poco de “miedo”:

    “La moral laica es independiente y alejada de cualquier religión, lo que le da un crédito mayor para ser la moral que rija el estado”

    ¿sabe usted a lo que ha conducido esta teoría en la Historia verdad?

    Gracias

  27. Sí, a la Francia republicana.
    ¿Sabe usted a lo que ha conducido lo contrario, es decir, la religión de estado? Seguro que también lo sabe, puesto que no lo defiende.

    Que no tenga listada el formato word la lista de derechos humanos (que por cierto, publicó la ONU hace décadas) no creo que pueda permitir criticar las afirmaciones de los demás.
    Cuando una persona piensa que su libertad viene de dios, es todo muy fácil, los esquemas mentales son simples, y se permiten ciertas osadías bárbaras.
    Las personas que no tenemos esa herramienta multiusos en las manos debemos pensar, reflexionar, analizar y ver si nos cuadra con un principio fundamental: Si no agrede a los demás, si no hace daño al de al lado, no tiene sentido que esté prohibido.
    Ruego tenga un poco de consideración a la difícil vida de reflexión sin fin de la moral atea.

    Un saludo.

  28. enrique · ·

    no, yo llamo retrogrado a algo que mantiene unos planteamientos y un ideario en base a unas normas
    y pensamientos con raices en los usos y costumbres
    de momentos en los que la humanidad no disponia de la informacion y conocimientos de los que hoy en dia si dispone.

  29. valcarcel · ·

    @Enrique: los dos extremos son malos aunque me ha decepcionado su defensa de Zapatero cuando a estas alturas ya ni EL PAÍS lo defiende.

    @Pedro:

    Usted y yo, y no sé por qué, estamos condenados a entendernos y así será.

    No defiendo ni la religión de Estado ni el laicismo de Estado – sí, a la Francia republicana que usted ADORA pero también a la Alemania Nazi y a la URSS.

    ¡AHH! Entiendo, sus derechos son de la ONU — PERFECTO caballero porque en los próximos días escribiré sobre esos “derechos” y así podemos refinar la postura. Es muy importante eso que me ha dicho porque AHORA entiendo todo.

    Y Pedro, yo creo que usted sabe que siento mucho aprecio por usted a pesar de no conocerle personalmente pero por lo menos en estos debates que vamos teniendo, usted es enriquecedor y nos hace reflexionar provocando a pensar.

    Saludos

  30. enrique · ·

    la verdad es que no soy un progre al uso, me importa un bledo lo que opine el pais o lo que defienda. desde luego prefiero a zp que al pp de rajoy.
    y un apunte personal, pedro es un señor de izquierdas por el que usted siente afecto y respeto, por ende no todos los izquierdosos progres son guarros, vagos y analfabetos..por deduccion no todas las mujeres de izquierdas son feas y con bigote…y siendo esto unos axiomas imbatibles. ¿que opina de cambiar el tono de sus insultos a un altisimo porcentaje de la sociedad y dirigirlos; si lo considera imprescindible hacia las personas concretas que considere sean merecedoras?
    ¿o el insulto colectivo es necesario para llamar la atencion?

  31. valcarcel · ·

    No, no todos los izquierdistas son unos guarros y vagos, ni todos tienen problemas psicológicos aunque me cuesta afirmar eso y lo hago más bien por Pedro…

    pero tengo que discrepar con el tema de las mujeres Enrique: casi la totalidad de las mujeres progres hoy son feas.

    ¿Leire Pajin? ¿De la Vega? ¿Maria Antonia Iglesias?

    ¿Cristina Almeida y Carmen Alborch?

    ¿Salgado?

    ¿Maria Teresa Campos, sociata confesa?

    La única que pasa un poco es la menestra de defensa.

    Lógicamente no puedo hacer una afirmación universal pero por lo general las chicas femeninas, guapas y tradicionalistas son de derechas tanto aquí como en EEUU.

    El insulto colectivo no es ni necesario ni innecesario — a mi me lee una media de 6 mil personas al mes a veces alcanzando los 8 mil y escribo para mis audiencias y también me leen personas como usted y Pedro que no comparten mis valores. Usted es la única persona que me ha llamado la atención por una cosa tan trivial pero si recibo más quejas pues tomaré nota.

  32. Adrilon · ·

    Alfredo ya hemos hablado en otras ocasiones de este tema. Soy gay o “maricon” como dicen algunos de tus lectores y orgulloso de serlo. Y fijate que yo no soy ningún fanático ni te considero homofobo aunque sí bastante anticuado

    @Incognita:

    “¿Quién seguro con uno de estos a la cola?.”

    que más quisieras tu subnormal. es delirante ver lo que escribes con impunidad fascista de mierda y te llamo fascista por esto que dices:

    “El homosexual es un enfermo mental”

    tu sí que pareces tener una enfermedad mental que se llama la intolerancia.

  33. Gallego orgulloso · ·

    @Adrilón, por alusiones:

    la palabra maricón de la RAE:

    maricón.

    1. m. vulg. marica (‖ hombre afeminado). U. t. c. adj.

    2. m. vulg. sodomita (‖ hombre que comete sodomía).

    3. m. U. c. insulto grosero con su significado preciso o sin él.

    Tú, al ser gay, eres un maricón, un marica.

    ¿quién eres tú para decirle a Incógnita como tiene que expresarse o a los demás?

    Si quieres que la gente sea simpática contigo tú también tienes que serlo, ¿entiendes?

    Has llamado a una persona fascista por no compartir sus ideas, y eso te hace una basura intolerante.

    Tú has empezado el enfrentamiento gilipollas y tienes muy mala leche al parecer por tus otros comentarios. Lástima que ser idiota no es delito.

  34. Clase del 81 · ·

    Ante todo me gustaría saludarle, D. Alfredo, compañero de trinchera contra la progresía. LLevo un tiempo leyendole, pero mi natural timidez me impedia reunir el coraje para dejarle un comentario en esta su casa.

    Aunque aprecio la buena conversación con personas que tienen la cabeza sobre los hombros, procurare ir al grano.

    He observado los enlaces que incluye este escrito suyo, muy necesario para destapar la ola de drogadictos y progresistas encubiertos que ha infectado la llamada red “liberal”, cada vez más parecida a red progresista.

    Parece que la libertad fuera el falso Dios de esta gente, si me permite la comparación. Y yo digo libertad sí, claro, pero ¿hasta donde? y sobre todo libertad ¿para qué? ¿Para picarse en la vena o para no respetar a los buenos hombres que sirven fielmente a la nación en los cuerpos de seguridad del estado?

    Es labor de la policía mantener el ORDEN (si con mayusculas para que los hippies maleantes que le acosan se enteren de una vez), y esta es parte de su labor. No podemos olvidar el respeto que se le ha perdido de unos años para aca a los servidores de España, ni que es misión de la policía (y las leyes que nos legaron las generaciones pasadas) disuadir a vagos, problematicos y terroristas de cometer sus tropelias, así de vez en cuando un poco de “exceso” ayuda a que otros aprendan a respetar a la autoridad y la sociedad no caiga en la anarquía (pese a los idiotas que les pese).

    Gracias compañero por elaborar ensayos brillantes sobre cómo torturar bien a los reos en Guantánamo. Es verdad que eso de los derechos humanos es una tonteria, total si como son moros qué más da lo que se le haga a esa gente, la única gente que vale la pena somos los blancos y cristianos protestantes por supuesto, lo demás es carroña grasienta.

    Efectivamente los llamados derechos naturales (mejor llamar las cosas por su nombre: divinos, porque todo procede de él) no son iguales para todos, ¡que tontería!. Los derechos se los tiene uno que ganar con el trabajo diario y la honestidad con respecto a las leyes y a la autoridad y arrodillándose ante usted, único hombre joven en posesión de la verdad más absoluta.

    Del mismo modo que damos carnets para conducir deberíamos de restringir el disfrute de los llamados derechos pueriles para aquellos que han demostrado ser personas de fiar y leales a la sociedad. Del mismo modo que deberíamos de garantizar unas becas de una forma muy restringuida para aquellos alumnos de recta moral y dotes para los estudios. Nada de becas a hippis y menos si sus familias son demasiado pobres, en ese caso su solución es la correcta, hay que aconsejarles a no ir a la universidad y así tendremos más mano de obra barata y encima nacional.

    Y como usted bien dijo en Georgetown, a los manifestantes, mangera y chorros de agua, la gente que no es limpia no merece derechos individuales.

    Pero estas cosas que deberían de ser de sentido común entre liberal-conservadores, parece que han sido olvidadas por los progres meapilas que han tomado el agregador de Don Daniel.

    Sepa que no podrán con nosotros y que si quieren que renunciemos a nuestra forma de ser tendrán que matarnos. ¡hipocritas!

  35. Tradicionalista · ·

    Vivimos en una plutocracia y nos controlan todos los movimientos. Despedazan nuestras convicciones CRISTIANAS y esperan que nos vayamos a quedar con los brazos cruzados.

    Alfredo, yo también soy presbiteriano y comprendo al máximo su postura y sé por dónde van los tiros.

    Si alguien no hace algo AHORA en la política entonces no nos quedará más remedio que tomar la justicia secuestrada por la basura izquierdista.

    Thomas Jefferson decía que de vez en cuando el árbol de la libertad ha de ser regado con la sangre de tiranos.

    Tenemos un sistema donde los tiranos han asumido con normalidad el poder. Protegen la sodomía y a los maricones pero ni de lejos hacen eso con nuestra PROPIEDAD PRIVADA. Protegen el porno pero Dios libre que alguien hable de la Biblia y los 10 Mandamientos.

    En el nombre de la “igualdad”, se atenta contra las confesiones cristianas.

    Qué asco me dan estos hipócritas progresistas: los cristianos no podemos discriminar a los maricones pero ellos sí que pueden tener bares sólo para gays y sacar los testiculos en sus asquerosas manifestaciones. Imagínate si fuera al revés y tuviésemos bares sólo para cristianos heterosexuales. ¡Se lia!

    Pedro, ¿a que usted no tiene nada que decir acerca de eso verdad?

    Alfredo, yo creo que nos hace falta otra Gloriosa y echar a estos energúmenos absolutistas progres del poder.

    Espero que Rubalcaba nos lea porque yo le diré que en nuestra CONGREGACIÓN VOLUNTARIA NO QUEREMOS que vengan maricones. Usted, Sr. Rubalcaba, no es nadie para pisotear los derechos confesionales reconocidos tanto en la CE de 1978 como en los tratados internacionales.

    @Adrilón:

    No somos anticuados, somos CRISTIANOS. Abandone usted ese estílo de vida tan perverso y arrodíllese ante Dios para pedir perdón por su pecado. ¿Pretende usted multar a DIOS por SUS leyes? ¿cómo se atreve a ser tan irrespetuoso y tan fresco? ¿no le da vergüenza afirmar su homosexualidad y encima como si fuera una virtud?

    ¡Bien por EEUU y sus ciudadanos que han rechazado esta basura de los matrimonios gays! Eso se llama, Enrique, DEMOCRACIA, algo que parece que usted no entiende visto que adora a zetaparo.

  36. Endicott · ·

    @Adrilón:

    Estoy harto de vosotros los homosexuales. Estamos hartos, los cristianos, de vuestros ataques contra el sacrificio de CRISTO en la cruz en Calvario. Sois discípulos del SIDA y de Satanás y no lo vamos a consentir más porque tenemos derecho de admisión en nuestras iglesias.

    ¡Estamos perdiendo una generación entera de jóvenes porque se comprometen con las doctrinas del demonio!

    Toda esta gente motivada por una misericordia anticristiana y antibíblica ponen en riesgo las doctrinas de la Biblia. Las buenas intenciones destruyen a las iglesias y eso demuestra que no han leído la Palabra de Dios que exige que se les expulse del cuerpo de Cristo a cualquier elemento que atente contra Sus enseñanzas como el adúltero o el homosexual de turno. Si los demonios no tienen miedo en una iglesia esa iglesia no es cristiana bíblica porque se permite al demonio campar a sus anchas con normalidad.

    Tú, Adrilón, eres anticristiano y te enorgulleces en tu pecado en vez de pedirle perdón a Dios y salvación.

  37. enrique · ·

    lo cierto es que, no cabe atenerse a razones cuando se habla con adoradores del spagetti volador o cristianos radicales. ¿he leido por ahi algo de tomar la justicia secuestrada? ¿hablamos de un golpe de estado? perdone que me ria. solo puedo decir…intentenlo :). esto no es el 36 😉

  38. valcarcel · ·

    @clase del 81:

    Patético su sarcasmo.

    @Tradicionalista:

    No exagere, por favor…estoy de acuerdo con la motivación de su escrito pero no existen unas condiciones tan extremas como en el 36 ni me gusta lo que pasó en el 36.

    @Enrique:

    Hay personas exaltadas en todos los partidos e ideologías: ustedes no son precisamente los mejores para dar ejemplo de moderación.

  39. Cabrit0 · ·

    Pues en Uganda acaban de aprobar una ley más o menos así:
    http://momento24.com/2009/12/03/uganda-propone-un-proyecto-de-ley-anti-homosexualidad-que-incluye-pena-de-muerte/

    ““Estamos hablando de sexo anal. Ni siquiera los animales lo hacen” dijo Butoro, y agregó que él mismo se encargó una vez de cuidar a seis “ex homosexuales” y que habían sido “traumados por la experiencia”. “Creemos que hay límites en los derechos humanos”.”

    ¿Mi opinión? Creo que el Estado no debe meterse en esto.

  40. valcarcel · ·

    Yo lo que le pido a todos los que me dicen eso es lo siguiente:

    si el Estado “no debe meterse en esto”, ¿tampoco debe fijar leyes sobre el consentimiento sexual y fijar edades?

    Hay varios que no se han atrevido a contestar esa pregunta…

  41. Cabrit0 · ·

    “¿tampoco debe fijar leyes sobre el consentimiento sexual y fijar edades?”

    Es que la pregunta es ambigua: ¿A qué edad una persona esta en capacidad de entender las consecuencias de todos sus actos? Hay quien ya a las 13 es avispado y hay quien a los 18 todavía no. Como nunca nos vamos a poner de acuerdo y como es evidente que antes de ciertas edades no se pueden entender ciertas cosas entonces sí. Es entendible una ley sobre el consentimiento y fijar edades.

    ¿Cuál debería ser la edad de consentimiento? Cualquier edad que pongamos va a ser arbitraria. Esa es la parte mala y la que siempre debe estar sujeta a debate se decida lo que se decida…..Aunque 16 me parece razonable.

  42. valcarcel · ·

    Pues no es más “arbitrario” que otros muchos otros temas en los cuales la gente reclama un derecho que no existe.

    16 para este caso me parece razonable aunque prefiero por lo general el sistema de leyes sexuales que existe en el Reino Unido y EEUU por el tema de diferentes conceptos de lo que es un adulto.

  43. valcarcel · ·

    **Por poner un ejemplo que disgustará a más de uno que me lee**

    Si por mí fuera, los menores de 21 años no votarían ni podrían beber alcohol.

    Para mí hoy en día un chico de 18 años es un niñato y en su mayoría son incapaces de ejercer el auto-control. Un chico de 18 años en el 2009 no es lo mismo a uno de 18 en 1981 cuando muchos ya eran padres de familia.

  44. enrique · ·

    Si por mí fuera, los menores de 21 años no votarían ni podrían beber alcohol.

    mire por fin algo con lo que estoy de acuerdo.

  45. No sé si estamos destinados a entendernos Alfredo, pero lo que sí que parece que estamos destinados es a respetarnos y a no tomar la opinión del otro como una majadería, algo que como bien dice usted nos enriquece.

    Y me gustaría responderle a una pregunta que ha formulado, sobre si legislar sobre la edad de las relaciones sexuales consentidas. Bien, creo que mezcla las cosas, no sé si interesadamente.
    Dentro de nuestro ordenamiento jurídico un menor no es una persona responsable para tomar decisiones autonomamente. Por eso mismo, derechos que tienen los ciudadanos mayores de edad en algunos casos no les son aplicados a ellos y al revés, obligaciones del ciudadano y “responsabilidades” no les aplican en algunos casos.
    En España sí existe una edad que limite las relaciones consentidas, al igual que existe edad para otras cosas, y no siempre son las mismas. Y es así por la limitación de “libertad” que sufre el menor justificada en la irresponsabilidad de sus actos.
    Otra cosa es que a veces se produzcan aberraciones como que sea delito que un niño de 13 años tenga relaciones sexuales con una niña de 12, pero en sí la ley de limitación de la edad sexual es plenamente coherente con el ordenamiento jurídico.

    ¡Ah! una última cosa. Hay mujeres progresistas bellísimas, se lo puedo asegurar. Si tiene la oportunidad de cambiar de “aires” o de entorno puntualmente le recomiendo que lo haga.

  46. Me llama la atención que el argumento en pro de la defensa de las uniones entre homosexuales sea una entronizada moral pública, que tendría en su máximo representante a un estado guardián de todas las libertades, y que éste trate de sacudirse todo vestigio ideológico y cargarse de oficialidad y neutralidad.

    Para empezar, a día de hoy las relaciones homosexuales no están prohibidas, ni deberían estarlo. Es sólo la ruptura con los convencionalismos sociales -y su propia conciencia de que “no son como los demás”- lo que en algún modo puede turbarles y hacerles sentirse oprimidos. Pero los tiempos van cambiando, y la gente cada vez acepta más este género de prácticas sexuales como algo normal. Ese hecho favorece que muchos empiecen a sentirse cómodos de expresar su condición de homosexuales, a veces consiguiendo por ello alguna que otra ventaja.

    De esta manera, es la sociedad lo que decide si las relaciones entre personas del mismo sexo son un derecho o no, y sólo después, el parlamento elegido por los ciudadanos aprueba una ley que reconoce el matrimonio homosexual, una práctica que en ningún momento estaba prohibida, aunque no tuviera reconocimiento oficial ni fuese llamada “matrimonio”.

    Por tanto, argumentan, este reconocimiento debería considerarse una ley moral, una ley que se ajusta a un derecho de la persona, y por tanto, el estado no está haciendo sino lo que es su deber moral. Lo contrario sería pretender colocar la moral privada (y religiosa, y homófoba) por encima de los derechos de los ciudadanos, lo cual no sería nada justo en un sistema garantista.

    El problema es que esa moral pública, legítima, que la mayoría tolera o apoya y el estado regula no puede en ningún momento colocarse tampoco por encima de la libertad de pensamiento. Podré ser un homófobo o lo que quieran, pero mientras no haya cometido ningún delito el estado no tiene ningún derecho a hacerme ni decirme nada. No obstante, algunos grupos de presión homosexuales ya quieren que se legisle y se corriga a ese grupo de enfermos que ellos califican de homófobos.

    La nueva táctica pasa por considerar a los cristianos (“homófobos”) como un peligro que alterará la paz social y así el estado, en defensa de la moral pública, trabajando para que haya una sociedad cohesionada y siempre poniendo como último argumento el bien de la sociedad, trata de convencer a todo el mundo de que acepte de una vez, no que el matrimonio homosexual es algo legal y que como tal hay que acatarlo, aunque no nos guste, sino que es un derecho inalienable de la persona y que si no estoy de acuerdo y no estoy profundamente encantado con la práctica homosexual ajena soy una suerte de maltratador psicológico y asesino potencial. Eso es ya meterse en la mente de las personas.

    Yo considero que mi actitud con respecto a los homosexuales en ningún momento supone una amenaza para la paz social ni para el estado (cualquier fundamentalista islámico, cualquier nazi descerebrado, diría lo mismo, como todo el mundo sabe…). Aunque yo sé que mi opinión poco les importa desde el momento en que a uno lo tachan de “homófobo”, “radical”, “fundamentalista” y otras lindezas. Bien aplicadas en algunos casos, ahora en Europa está de moda aplicarlas a todos los que no aceptan la presunta imparcialidad de un estado laico (que no secular). El estado va más allá de la imparcialidad: además quiere que los ciudadanos también sean imparciales.

    A mi juicio, puede manifestarse de dos formas:

    a) Todas las religiones son buenas. Nuestros enemigos son quienes piensen que sólo su religión es la verdadera.

    b) Todas las religiones son malas. Nuestros enemigos son quienes crean en una religión.

    Desde ambos puntos de vista, la homofobia es un peligro: unos tratan de convertirte al ateísmo, otros al relativismo religioso, pero todos, al fin y al cabo, intentan imponer su moral escudándose en que son neutrales y que los demás somos maltratadores psicológicos y asesinos de homosexuales en potencia. Los laicistas no son neutrales, son morales, y su lógica funciona para mantener el estado, pero actúa directamente contra la base de todas las religiones monoteístas, ya sea relativizándolas o negándolas.

    La actitud del estado ante las religiones debería ser ésta:

    c) La moralidad o inmoralidad de cada religión es asunto que concierne a los ciudadanos. Nuestros enemigos son quienes incumplan las leyes. Punto.

    Un saludo.

  47. valcarcel · ·

    Comparto todo lo que ha dicho Samuel.

    @Pedro:

    como ya dije, no puedo afirmar que las mujeres progresistas sean universalmente feas porque lógicamente me resulta imposible conocer a todas. Pero las “famosas” no destacan mucho…¿tiene usted algún ejemplo famoso?

    Lo que quise decir, respecto a la edad, es que muchas veces todos estos criterios son arbitrarios y fruto de caprichos. ¿Todos los chicos de 18 años son más irresponsables que los que tienen 25? No.

    Pero tranquilo Pedro que yo le entiendo perfectamente — entiendo desde qué óptica parte porque me lo dijo usted anoche y ya hablaré sobre los derechos en otro “post.”

    @Enrique:

    Me alegro.

    Saludos a todos

  48. Cabrit0 · ·

    No me parece mal que usted piense que a los 21…..Porque admito que 16 es tan arbitrario como los 21 o como los 30. La edad de 18 me parece muy razonable porque la mayoria de las personas terminan la escuela y empiezan a trabajar a esa edad.
    Una persona que ya trabaja y gana su propio dinero y paga impuestos: Como le vas a decir que no puede votar?

    En la practica sabemos que no es asi. Pero en teoria una persona que ya acabo la escuela se le supone que comprende la responsabilidad de sus actos. Asi que los 18 tambien me parece razonable.

    Cualquier edad que se elija sera muy arbitraria.

    Y ahora la otra pregunta. Si un muchacho de 14 ya no quiere vivir mas con sus padres y sus padres estan de acuerdo y el muchacho por alguna razon puede mantenerse….Podria hacerse una excepcion? A mi me gustaria que hubiera alguna via legal para romper eso de la “mayoria de edad” en algunos casos.

  49. valcarcel · ·

    Por lo menos es usted honesto con el tema Cabrti0 aunque discrepo: no sé en RDominicana pero en España y EEUU un chaval de 18 años es un niñato, la mayoría ni trabaja y si me apuran, hay gente en formación continua hasta bien pasados los 20 y tantos que jamás han dado palo al agua. Un chaval de 18 años en España (hay muchas excepciones pero) por lo general es un crío, inmaduro, y no creo que es responsable permitirles beber alcohol en público.

  50. Malawi inició un operativo para perseguir y arrestar homosexuales. Sin embargo la gente de ese país parece estar de acuerdo con las medidas y salió a manifestarse publicamente en favor del proyecto de ley homofóbico.

    Leer: http://momento24.com/2010/02/17/malawi-inicio-un-operativo-para-arrestar-gays/

  51. Eres tan patético, tío. Se ve que esa noche no te fue demasiado bien en Chueca (normal por otra parte, viendo tu cara XDDD)

    Hazte mirar lo tuyo, de verdad 😀

  52. valcarcel · ·

    uy qué comentario más profundo…y si vamos a hablar de caras…bueno mejor no digo nada. La verdad es que con comentarios como el suyo, sólo me reafirmo en lo que ya creo. Payasete.

Comente

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: